Horario:  Lunes‑Viernes  10:00‑20:00   Sábados‑ 10:00‑14:00
Llamanos:  631214754

Cómo arreglar las teclas pegajosas de un MacBook

Reparación de móviles Ponferrada > Nuestro blog > Blog > Cómo arreglar las teclas pegajosas de un MacBook
Cómo arreglar las teclas pegajosas de un MacBook

Si utilizas un MacBook y has notado que algunas teclas están pegajosas o no responden correctamente, no te preocupes. En esta guía detallada, te mostraremos diferentes métodos para solucionar este problema y volver a disfrutar de un teclado funcionando a la perfección.

Limpiar el teclado

La causa más común de las teclas pegajosas es la acumulación de suciedad, migas y polvo debajo de estas. Para solucionar este problema, sigue estos pasos:

  1. Apaga tu MacBook para evitar cualquier accidente.
  2. Utiliza una lata de aire comprimido para soplar suavemente entre las teclas y eliminar la suciedad.
  3. Usa un paño suave y limpio humedecido con alcohol isopropílico para limpiar la superficie de las teclas.
  4. Deja que el teclado se seque completamente antes de encender el MacBook nuevamente.

Retirar las teclas para una limpieza más profunda

En ocasiones, la suciedad puede estar debajo de las teclas, por lo que puedes optar por retirarlas para una limpieza más minuciosa. Ten en cuenta que este proceso es delicado y necesita ser realizado con cuidado.

Nota: Consulta el manual de usuario de tu MacBook o busca tutoriales en línea para obtener instrucciones específicas sobre cómo retirar las teclas de tu modelo en particular.

Una vez que has retirado las teclas, utiliza un paño suave y alcohol isopropílico para limpiar tanto las teclas como la superficie debajo de estas. Asegúrate de dejar que todo se seque completamente antes de volver a colocar las teclas en su lugar.

Reemplazar las teclas

Si a pesar de la limpieza las teclas siguen pegajosas o no funcionan correctamente, es posible que necesiten ser reemplazadas.

Consejo: Contacta con el servicio de soporte de Apple o un técnico especializado para obtener ayuda en el reemplazo de las teclas.

Si te sientes cómodo haciéndolo por ti mismo, puedes adquirir teclas de repuesto y seguir tutoriales en línea para reemplazarlas. Asegúrate de seguir cuidadosamente las instrucciones y utilizar las herramientas adecuadas.

Conclusión

Arreglar las teclas pegajosas de un MacBook puede ser un proceso sencillo si se aborda con precaución y paciencia. Limpiar el teclado regularmente y mantenerlo libre de suciedad ayudará a prevenir este problema en el futuro.